#YoSoy132 y la urgente agenda de medios

Por la Redacción, publicado en Sin embargo

Ayer, en el Centro Nacional de las Artes (CENART) de la Ciudad de México, periodistas, miembros de la sociedad civil y de la academia llevaron a cabo un Primer Foro Ciudadano sobre la Democratización de los Medios. Organizó el Movimiento #YoSoy132. Obvio, tuvo poca cobertura de la prensa debido a que los temas tocados no son fáciles.

Sin embargo, vale mucho la pena retomar algunos puntos, en donde hubo coincidencias casi de todos los ponentes.

Quizás la mayor demanda, tanto de periodistas como de ciudadanos, es que todos los niveles de gobierno transparenten su relación con la prensa. Peso por peso. Urge conocer, por ejemplo, a quién le pagó Enrique Peña Nieto por contenido o por espacios mientras gobernó el Estado de México. O cuánto se gasta Marcelo Ebrard en cada medio o de cuánto disponen para coberturas especiales mandatarios como Eruviel Ávila, Javier Duarte o Gabino Cué.

Si el gobierno federal y los locales no abren sus cuentas y dicen claramente a quiénes y bajo qué rubros se está destinando el gasto de comunicación social, será estéril cualquier discusión sobre los medios en México. Y los medios seremos muy hipócritas si no empezamos por nosotros mismos. ¿Quiénes se benefician del gasto de comunicación social de los gobiernos de, por ejemplo, Yucatán, Chiapas, Guerrero o Puebla?

El otro tema es el que ya sabemos: El poder desmedido, desmesurado de Televisa y TV Azteca en la vida política nacional. En los siguientes días se darán a conocer los lineamientos para abrir a la competencia la televisión y van a empezar a moverse algunas cosas. Pero lo más importante es que los gobiernos transparenten el tipo de relación que tienen con ambas empresas. Desde Gabino Cué hasta Rafael Moreno Valle, todos alimentan a ese gigante con dinero público. Los mexicanos tenemos derecho a saber de cuánto y por qué.

Abrir la televisión a la competencia no será suficiente si no hay principios de honestidad. Tres o cinco cadenas son lo mismo que dos, si el Estado no hace su parte y nos dice realmente cómo se ejerce el gasto.

En fin. Los temas son muchos. Lo más importante es que la misma prensa mexicana reconozca que es necesario impulsar una agenda democrática; que llegó el momento de que los gobiernos abran sus cuentas y que los medios jueguen el papel que les corresponde.

Sin transparencia y rendición de cuentas, todo lo que hagamos será solamente una simulación.

Consultar nota original

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s