Se cayó la denuncia contra el PRI en EU

Por Álvarez Hernández, publicado en  Uno más uno.

 La querella contra el PRI en Estados Unidos por supuesta compra de más de 50 millones de pesos de servicios de publicidad en una televisora para promocionar la imagen de Enrique Peña Nieto, se derrumbó luego de que el despacho de abogados que representaba al demandante se retiró al juzgar la denuncia de “difamatoria y sin fundamento”.
El abogado Maxwell C. Agha, representante del demandante José Luis Ponte Aquino, al comunicar a la dirigencia nacional del PRI su decisión de continuar brindándole asesoría legal, señaló que la primera irregularidad encontrada en esa demanda, se presentó en el hecho de que su cliente en sus “negocios” utilizaba hasta 8 alias. 
Al recibir el comunicado el dirigente nacional del PRL Pedro Joaquín Coldwell, recordó que desde el momento en que se hizo pública la denuncia de Ponte Aquino, el partido a través de la secretaría jurídica presentó una denuncia por extorsión por 5 millones de dólares ante la Procuraduría General de la República (PGR), contra el supuesto empresario.
De acuerdo a la denuncia priísta, Ponte de Aquino, había amenazado con hacer pública su demanda y afectar la campaña de Enrique Peña Meto por “incumplimiento de contrato”, si no le entregaban 5 millones de dólares.
Ante advertencia de posibles delitos en la presentación de una demanda difamatoria y sin fundamento, el abogado Maxwell C. Agha, representante legal del señor José Luis Ponte Aquino en Estados Unidos, informó que renuncia a continuar brindando asesoría legal al demandante.
En tina comunicación dirigida al litigante Christopher Ludmer, representante legal del PRI en el citado caso, Agha dio a conocer que a raíz de graves inconsistencias en la demanda presentada por su cliente desistirá del empeño como consejero legal de Aquino.
El pasado 20 de julio el bufete del señor Ludmer envió una carta a Agha señalando que la demanda presentada por Aquino, “parece carecer de cualquier fundamento, se encuentra erróneamente promovida, no logra establecer los hechos sobre los cuales se basa…, solicita una reparación del agravio totalmente inadecuada e intenta imputar delitos tan graves como el de crimen organizado a personas inocentes”.
De acuerdo con las leyes federales de los Estados Unidos y del estado de California, estas conductas pueden considerarse difamatorias y ser causal de sanciones severas tanto para el demandante como para su representante legal.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s