Una película de Estado (La Razón)

Por Pablo Hiriart, Publicado en La Razón

La semana anterior vimos una cartulina en la marcha de #YoSoy132 que invocaba la falta que hace ahora la liberación de Mario Aburto, el asesino de Colosio.

Puede ser casual que uno o varios sujetos con instintos criminales hayan expresado ese deseo asesino en una marcha pacífica, a poco más de un mes de las elecciones, cuando el candidato del PRI va muy arriba en las encuestas.

Lo que no es casual, al menos para Víctor Ugalde, director de la Sociedad Mexicana de Realizadores de Obras Audiovisuales, es la súbita aparición de una película financiada por el Estado, que recrea el asesinato de Luis Donaldo Colosio.

Para la película el gobierno puso 62 millones de pesos, sin concurso, fast track, a través de los estudios Churubusco que encabeza Manuel Graneros. Y veremos ahora, a unas semanas de las elecciones, otra versión del asesinato de Colosio, pagada con dinero del Estado.

La primera pregunta es sobre el origen del financiamiento de la película, para realizarla a la velocidad del rayo y que estuviera lista justo antes de las elecciones.

Se trata de mucho dinero. Al menos una parte mínima de esa cantidad quisieran como apoyo jóvenes cineastas que deben realizar un eterno peregrinar para conseguir algunos recursos para sus películas.

Ugalde informó que “preguntamos de dónde venía el dinero y se nos dijo que era a través de una ventana de la Secretaría de Hacienda, en una primera respuesta. Y en una segunda respuesta, que procedía de una ventana de la Secretaría de Economía, lo cual resultó falso, ya que Economía está apoyando al cine pero sólo en el tema de animación, no en largometrajes de este tipo”.

Luego se quiso involucrar en esta asignación directa de recursos millonarios para Colosio, el asesinato, a la directora de Conaculta, Consuelo Sáizar, quien no decidió dar ese dinero sin concurso para la realización fast track de la película que debía estar lista antes de las elecciones.

El dinero se manejó por medio de estudios Churubusco. ¿De dónde le llegaron esos millones? No se sabe. ¿Por qué esa cantidad tan elevada, sin concurso de por medio, dejando de lado las necesidades de jóvenes cineastas? La respuesta parece obvia.

El director de la Sociedad Mexicana de Realizadores de Obras Audiovisuales tiene su explicación:

“En la política no hay casualidades, por eso no es casual que surja una película como Colosio, con un corte eminentemente enmarcado en la guerra PAN-PRI y que surja en medio de un proceso electoral”.

Ahora la contienda ya no es PAN-PRI, sino Peña-AMLO. Y del desenlace que cada quien asuma su responsabilidad.

Ver nota original

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s