EPN: golpe de timón (El Economista)

Por Alberto Aguirre M, Publicado en El Economista

En el cuartel de la campaña de Enrique Peña Nieto hubo encerrona el pasado fin de semana. Fueron tres días de revisión a fondo, de análisis intenso y discusiones kilométricas.

Se trataba de un alto en el camino. De un corte de caja. Bajo la supervisión de Luis Videgaray, los asesores de imagen y discurso del candidato presidencial de la coalición Compromiso por México fueron convocados a discutir sobre dos sucesos en curso. Del diagnóstico acertado de ambos, depende que la estrategia de campaña culmine exitosamente.

El origen y las derivaciones de las marchas de los jóvenes estudiantes agotaron buena parte del tiempo disponible en dichas sesiones. También se formuló una prospectiva sobre las acciones judiciales que podrían afrontar algunos exgobernadores priístas en las próximas semanas.

En lo que va de la campaña, ha quedado demostrada la disciplina de Peña Nieto y la capacidad de reacción de Videgaray. Entre ambos, sólo ha habido una desavenencia: la asistencia del candidato presidencial a la Universidad Iberoamericana. Alertado sobre un boicot, el economista, egresado del ITAM, sacó dos veces ese evento de la agenda del candidato. Peña Nieto -quien venía envalentonado del debate presidencial- insistió en presentarse a la celada.

Previamente, sólo hay un periodo de “baja intensidad” dentro de la campaña. Y es justo el que antecedió al debate. Una semana antes, salvo dos eventos en Hidalgo, Peña se concentró en el DF para entrenarse para el debate. De esos días de intenso trabajo nació la idea de presentarse al encuentro organizado en el IFE en ánimo contestatario. Había que derrumbar los mitos que se habían generado en torno de Peña.

En los días posteriores, nada sorprendió. Hasta que irrumpieron los antipeñistas en las campañas electorales.

En las sesiones del pasado fin de semana, los asesores del candidato presidencial insistieron en poner este movimiento juvenil en su justa dimensión. Y con similar denuedo, trabajaron en la identificación de los autores intelectuales de este movimiento de protesta.

¿Estamos ante la primavera mexicana? Nadie cree eso en el cuartel de la campaña peñista. Por lo contrario, están plenamente convencidos de que se trata de un fenómeno que se constriñe al DF y que -en el peor de los casos- les costará un par de puntos en las encuestas. Ni más ni menos.

Ver nota original

Anuncios

Una respuesta a “EPN: golpe de timón (El Economista)

  1. la gente despierta y estos dinosaurio no lo entienden , siguen menospresiando a la gente y alos jovenes, son un asco de gente , no tienen moral, quieren saquer mas a mexico y sus riqeuzas naturales que pro ley divina le pertenesen a todos lso qeu avitamos en ella,, pero estos idiotas priistas o panistas quieren negociar con esto y empobreser reprimir asesinar encarcelar a la gente que les eche a perder su teatrito,,, no mas amlo 2012 o revolucion..

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s